DESARME

El desarme.
Despues de la propia fornicación de mi memoria me la he cambiado. Sabe a mierda aun si miro a los lados de la mesa.
Polvorienta e inutil en la trastienda.
Esa trastienda….. El enfoque de veinte cuchillas que asoman en mis oídos.
Si leo a kafka puedo ser la bestia que se devora como el gusano de esa ciénaga.
Puedo ser un “remake” de infinitas posibilidades.
Quien sabe. No quiero ninguna respuesta, no necesito que  digas nada.
No necesito. 
No.
Solo coser los labios de mi ennagrecida chaqueta que arranque de la cama la ventana de la propia saliva.
La saliva se me ha escapado. Pero esta vez no me escuece.
Esta vez sabe bien. Como el esperma. Placer de infinitas certezas que me enseñan, que respiro.
La insolencia es como la muerte. Te remata…pero no te fusila.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s